.
.
.
.
.
.
.

De interés

Destacado

Related Posts with Thumbnails

Seguidores

Se ha producido un error en este gadget.

Evite la generación de trombos luego de un cateterismo

Publicado por Mairim Gómez Cañas domingo, 25 de octubre de 2009

El cateterismo cardíaco es un procedimiento especializado en el que un largo tubo flexible denominado catéter, se introduce en una arteria o vena. El médico encargado de llevar a cabo dicho proceso, guía este dispositivo hacia el interior de los conductos sanguíneos, hasta llegar al corazón. De esta forma, el galeno puede obtener información detallada sobre las estructuras internas del músculo cardíaco y de los vasos.

Este procedimiento se emplea comúnmente para obtener muestras de tejido cardíaco y posteriormente hacer biopsias; arreglar problemas congénitos del corazón, colocar diversos dispositivos que permitan un funcionamiento adecuado de dicho músculo, detectar defectos de contractibilidad y lesiones en las válvulas o en las arterias, además de la localización oportuna de trombos.

Al respecto, el cardiólogo Jesús Marval, dijo que este proceso puede ser realizado en pacientes que requieran una diagnosis precisa relativa a patologías cardiovasculares; “el cateterismo tiene fines diagnósticos o terapéuticos”, dijo el especialista, quien agregó que, aunque este procedimiento médico es muy útil y certero, pueden producirse complicaciones, como la disección o daño arterial o el desprendimiento de un coágulo en el interior de un vaso sanguíneo, que puede traer como consecuencia un infarto agudo de miocardio.

Según el cardiólogo, para hacer que estos procedimientos no impliquen o acarreen riesgos posteriores, existen alternativas farmacológicas, como el clopidogrel, que pueden prevenir accidentes cardiovasculares y ataques cardíacos en pacientes con riesgo de tener estos problemas clínicos; “este fármaco pertenece a una clase de medicamentos denominados antiplaquetarios y está indicado para la prevención secundaria de eventos vasculares isquémicos de origen aterotrombótico”, agregó.

“El clopidogrel también es administrado para prevenir coágulos de sangre en personas con valvulopatía mitral -una afección en la válvula que separa las cavidades izquierdas superiores e inferiores del corazón- o con válvulas cardíacas artificiales”, explicó el especialista.

Asimismo, el clopidrogel es aplicado en personas que se someten a la colocación de un dispositivo metálico denominado stent, que ayuda a corregir el estrechamiento de arterias coronarias; “este fármaco oral se destaca por ayudar a prevenir de forma eficaz la formación de coágulos de sangre que pueden ser dañinos o peligrosos después de un cateterismo. Además, su efectividad ha sido comprobada en múltiples estudios clínicos, que han implicado a más de 100 mil pacientes tratados”, concluyó el galeno.

Fuente: Comstat Rowland

0 comentarios

Publicar un comentario

Buscar